Las escuelas merecen una F

Aunque la población latina en los Estados Unidos está creciendo, el predominio del idioma español está inseguro. Con frecuencia, los inmigrantes de segunda y tercera generación están rechazando su lengua nativa para aprender inglés y sobresalir profesionalmente. Ahora, 75% de los hispanos hablan español, pero investigaciones han indicado que sólo 66% lo hablarán en 2020. Aparte de actitudes personales, a veces instituciones establecidas imponen a los latinos el monolingüismo.

Screen Shot 2016-05-04 at 7.56.56 PM.png

http://www.migrationpolicy.org/article/bilingualism-persists-english-still-dominates

Las escuelas, principalmente, funcionan para enseñar el inglés, pero muchas veces erradican al español. Un profesor de la lingüística, Phillip Carter, allega que la educación en los Estados Unidos trata de incorporar a los estudiantes en la “corriente dominante,” y fomentar asimilación, cosa que toma la forma del monolingüismo. Él mantiene que actitudes lingüísticas influyen más al uso de español e inglés, y descubrió que Latinos nacido en Miami tienen sentimientos negativos sobre el español. Para Sr. Carter, la amenaza primaria para el español en los Estados Unidos, que es beneficioso económicamente y culturalmente, es la escasez de programas de educación bilingües, causada por el prejuicio.

Screen Shot 2016-05-04 at 8.20.49 PM.png

http://www.gallup.com/poll/8782/does-bilingual-education-translate-success.aspx

La hostilidad hacia los inmigrantes y los latinos ha manifestado en varias demostraciones de discriminación, incluso con la lengua. En los EE.UU, no hay un idioma oficial nacional, pero participantes en el movimiento “English-Only” están abogando por legislación para prohibir a otras lenguas y establecer al inglés como el único idioma legítimo.

Screen Shot 2016-05-04 at 8.30.17 PM.png

https://theparticipledangler.wordpress.com/2013/01/22/this-is-america-we-speak-english-and-spanish-and-french-and-chinese-and/

En múltiples distritos escolares, este prejuicio ha sido reflejado. Por ejemplo, en Commerce City, Colorado, área con una población 80% latina, el Departamento de Educación concluyó que las escuelas habían creado un ambiente inhóspito para los hispanos. Según el reporte, los estudiantes y los empleados eran impedidos de hablar al español, aún afuera de la clase y durante el almuerzo.

Sin embargo, las pruebas apoyan al caso para un sistema de educación bilingüe, y unos defensores están intentando de incorporar estos programas. Con el plan de “dual-language immersion” (DLI), los estudiantes reciben la instrucción en dos lenguas. Las investigaciones han destacado las ventajas cognitivas del bilingüismo, y en Grand View Boulevard Elementary, Los Ángeles, los estudiantes de DLI tienen más éxito que los demás.

Screen Shot 2016-05-04 at 9.01.06 PM.png

https://www.emaze.com/@AFRWWQQO/Dual-Language

En California, los funcionarios están discutiendo la eliminación de una provisión que obstruía a la educación bilingüe. Así, con información creciente sobre los provechos de programas DLI, quizás serán promulgados alrededor del país. En un mundo ya interconectado y globalizado, el potencial de una sociedad bilingüe es enorme.

 

Recursos consultados:

Cindy Rodriguez, “Fewer Latinos will speak Spanish, more non-Latinos will, report says,” CNN, Septermber 23, 2013.

Richard Alba, “Bilingualism Persists, but English Still Dominates,” Migration Policy Institute, February 1, 2005.

Heather Kiefer, “Does Bilingual Education Translate to Success,” Gallup, July 8, 2003.

Phillip Carter, “It’s Time for Miami to Embrace Bilingualism,” FIU News, May 11, 2015.

David Wilson, “Dual Language Programs on the Rise,” Harvard Education Letter, March 2011.

Elizabeth Lee, “Interest in Bilingual Education Rises in US,” Voice of America, May 14, 2015.

Sarah Carr, “The Reinvention of Bilingual Education in America’s Schools,” Slate, January 5, 2015.

John Benson, “The Fight for Bilingual Education Programs in the US,” Huffpost Latino Voices, April 12, 2014.

Katherine Unmuth, “Feds: Colorado District Discriminated Against Spanish-Speaking Students, Teachers,” Education Writers Association, May 1, 2014.

“A Conversation About Identity,” Pew Research Center, May 30, 2012.

Advertisements

Se necesitan dos para bailar el tango

Cuando llegué a Buenos Aires el verano pasado, me encontré un montón de rasgos del habla argentino desconocido para mi. Primero, el sonido fricativo de “ll,” como en la palabra “llamo,” era bastante chocante, pero también había unas expresiones extrañas.

Screen Shot 2016-05-04 at 5.48.17 PM.png

https://www.gringoinbuenosaires.com/five-argentine-spanish-words/

Una vez, nosotros fuimos a un club de tango, La Maldita Milonga, para aprender los básicos del tango y observar un espectáculo. Durante la representación, no podía entender las letras que entonaba el cantante, aunque es difícil deducir la sustancia de canciones ingleses, también.

IMG_0957

Pues, este semestre, he descubierto porque no podía interpretar sus palabras ni unas frases populares argentinas. El discurso cotidiano es bastante influido por una jerga/un argot familiar, el lunfardo. Su historia, una exclusivamente argentina, es innegablemente absorbente.

La concepción y el desarrollo claramente empezaron con las multitudes de inmigraciones a Buenos Aires en los fines del siglo diecinueve, particularmente de las zonas Nápoli y Calabria, así que varios italianismos son reflejados en este habla. De hecho, es considerado que la palabra “lunfardo” viene de la italiana, “lombardo,” una persona de la provincia Lombardia. En el dialecto romano, “lombardo” refería a un ladrón.

Screen Shot 2016-05-04 at 5.50.35 PM.png

https://en.wikipedia.org/wiki/Italian_Argentines

Entonces, en Argentina, lunfardo fue establecido para que los demás no pudieran comprender de qué unos estaban hablando, muchas veces usado por los criminales dentro de las cárceles como un código secreto para evitar la supervisión de la policía. Así, como dice Eduardo Pérsico, “Es innegable que el lunfardo empezó siendo una lengua ‘de la gente de mal vivir.’” Además, Jorge Luis Borges, porteño legendario, explica que, “El lunfardo es un vocabulario gremial,” pero él avanza su descripción, “Aunque no haya duda que en su génesis este vocabulario fue delictual y del bajo fondo, lo constante en el Lunfardo han sido su intención burlona, caricaturesca y su activa movilidad de cambio.”

Screen Shot 2016-05-04 at 5.51.37 PM.png

http://www.laalcazaba.org/author/eduardo-persico?print=print-page

A pesar de sus raíces sórdidos, Juan Cisco aclara que, “se caracterizaba por un tecnicismo profesional que hacía necesario rastrearlo en sus constantes avatares morfológicos y semánticos.” Una característica ambos inteligente y sencilla es el “vesre,” por la cual las sílabas están reordenadas.  Sin embargo, Pérsico mantiene que “Calificar al lunfardo como un argot ejercitado sólo por la delincuencia – que en principio lo curtiera para disimularse – es un error alentado porque sus primeros estudiosos aparecidos en la Argentina antes del 1900, fueron personalidades del fuero penal que no previeron en esos giros jergales una expresión literaria bien cotizada más tarde,” así que tiene una historia compleja.

El lunfardo ingresa al habla popular a través del tango, y, según Marcelo Oliveri, es “la lengua natural del tango.” Puede ver que los temas abordados dentro de las canciones, y las ubicaciones a que se refieren, demuestran un estilo de vida común para los inmigrantes y la clase baja. Pero, debido a la ubicuidad del tango, las palabras del lunfardo entraron al vocabulario normal de todos los grupos socioeconómicos.

Screen Shot 2016-05-04 at 5.54.21 PM.png

http://www.ecclesliberalclub.co.uk/tea-and-tango-join-us/

Con la difusión del lunfardo en la cultura dominante argentina, las palabras han sido estandarizadas, un poco, y, explica Juan Cisco, “Tales dificultades han desaparecido en parte desde que el lunfardo se extendió a casi todas las capas sociales y dio su denominación al habla corriente, cotidiana y familiar.” Quizás esta regularización devalúa y corrompe las expresiones únicas del lunfardo, pero la introducción de esta jerga al castellano le enriquece.

Pues, la única constante con la lengua es el cambio.

 

Recursos consultados:

Gobello, José. Nuevo Diccionario Lunfardo. Buenos Aires: Corregidor, 1990.

Pérsico, Eduardo. Manual De Lunfardo:. Buenos Aires: Acercándonos Ediciones, 2007.

Oliveri, Marcelo Héctor. El Lunfardo En La Cultura Porteña. Bs. As.: Corregidor, 2013.

María Claudia André, “Tango and Lunfardo: Transatlantic Reflections on National Identity,” Hope College.

Kristie Robinson, “Lunfardo: Gotán Slang,” The Argentina Independent, February 23, 2007.

¿Jaja?

Con el día Cinco de Mayo ya acercándose, todos hemos visto campañas de publicidad transmitiendo retruécanos con sentidos españoles.

Screen Shot 2016-05-04 at 12.25.58 AM

Marcela García, “Cinco de Mayo: Don’t reduce Mexican culture to tired stereotypes,” Boston Globe, May 4, 2015.

En las últimas décadas, la cantidad de latinos en los Estados Unidos ha crecido hasta que el país tiene el segundo número más alto de hispanohablantes en el mundo.

Screen Shot 2016-05-04 at 12.29.42 AM

http://dominiosdeinternetenespanol.com/

Con esta afluencia viene una reacción hostil contra las personas y su lengua de gente xenófoba, usualmente Republicanos, anglos, ancianos y los con niveles bajos de educación. 

Screen Shot 2016-05-03 at 8.55.38 PM      Screen Shot 2016-05-04 at 12.32.57 AM

http://www.pewhispanic.org/2015/09/28/chapter-4-u-s-public-has-mixed-views-of-immigrants-and-immigration/

Curiosamente, mientras estas actitudes prejudiciales han aumentado, también ha expandido el uso de palabras y frases cuasi-españoles por monolingüistas, muchas veces manifestándose en lo que Jane Hill tilda “mock Spanish.”En su obra, ella discute el desarrollo de este fenómeno, el cual, según Hill, representa una demostración de racismo encubierto que perpetua a discriminación explicita. A través de esta “incorporación angla,” miembros de un grupo dominante expropian características deseables de una cultura marginada aunque mantienen sentimientos críticos.

Frecuentemente, los practicantes perciben su empleo de mock Spanish como una expresión de entendimiento y familiaridad que expone su comodidad con un idioma extranjero, pero los términos acompañan a imágenes y tropos racistas.

Screen Shot 2016-05-04 at 12.37.23 AM

http://language-culture.binghamton.edu/symposia/2/part1/

Aunque hay préstamos en cualquiera lengua, habla ofensivo que perpetua a estereotipos negativos es problemático. Un ejemplo claro es el libro para los niños, Skippyjon Jones, que demuestra un uso desconcertante del español. En el cuento, Skippyjon Jones, un gato que habla ingles, asume el rol, dentro de la historia, de una chihuahua mock-Spanish-hablante que se embarca en una búsqueda para sus frijoles y arroz. Un pasaje incluye:

My name is Skippito Friskito. (clap-clap)

I fear not a single bandito. (clap-clap)

My manners are mellow,

I’m sweet like the Jell-O,

I get the job done, yes indeed-o.

            Esta actuación auditiva define lo que Reina Prado llama “sonic brownface,” que, presentada a jóvenes durante años formativos, refuerza a la intolerancia.

Screen Shot 2016-05-04 at 12.39.56 AM.png

http://www.goodreads.com/book/show/803171.Skippyjon_Jones

Cuando alguien utiliza mock Spanish, tratan de aparecer divertido, pero, como indica Hill, el racismo no tiene que ser deliberadamente deseado para existir. Mientras yo no dudo la presencia de subyugación, estoy inseguro de que cada vez que una palabra en español es usada por un anglo, ejemplifica una afrenta a la lengua. Quizás, por ejemplo, amigos míos, quienes tomaron una clase de español en la escuela secundaria, sólo tienen conocimiento limitado de español, pero quieren usar lo que recuerdan. Decir unas frases en español en un contexto genuino y adecuado no puede ser clasificado como racista ni promocionando a la caracterización de latinos como “perezosos y corruptos,” pero Hill no aclara esta distinción.

Obviamente, lo ideal es que los anglos sean sensibles y agradezcan a una población diversa.

 

Recursos consultados:

Marcela García, “Cinco de Mayo: Don’t reduce Mexican culture to tired stereotypes,” Boston Globe, May 4, 2015.

Jane Hill, “Mock Spanish: A Site For The Indexical Reproduction Of Racism In American English,” Language and Culture, 1995.

Jennifer Roth-Gordon, “Discipline and Disorder in the Whiteness of Mock Spanish,” Linguistic Anthropology, 2011.

Holly Cashman, “Why Mock Spanish is a Problem,” Politic365, March 4, 2015

D. Ines Casillas, “Speaking ‘Mexican’ and the Use of ‘Mock Spanish’ in Children’s Books,” Sounding Out, May 5, 2014.

“U.S. Public has Mixed Views of Immigrants and Immigration,” Pew Research Center, September 28, 2015.